divendres, 24 de juliol de 2015

No frotar ni comprimir el glóbulo ocular, principales consejos si entra en el ojo algún cuerpo extraño


Es importante que la persona accidentada retire el cuerpo extraño por sí misma, ya que puede provocar rasguños en la superficie del ojo.
No frotar ni comprimir el glóbulo ocular son los principales consejos aportados desde el Instituto Oftalmológico Gómez-Ulla, con motivo de la llegada de las celebraciones las fiestas locales estivales.
Además, si la lesión tiene lugar por un golpe en la parte exterior del ojo (párpado o ceja), desde el Instituto se recomienda hacer presión en la zona dañada para cortar la hemorragia, sin llegar a aplicar excesiva fuerza.
Si se producen pequeñas abrasiones por cuerpos extraños como arena, humo o cenizas, los expertos aconsejan que la persona accidentada parpadee repetidamente para intentar expulsar el cuerpo extraño. Y, en el caso en el que no funcione, acudir de inmediato al especialista para que proceda a su extracción.
Asimismo, han insistido en la importancia de que la persona accidentada retire el cuerpo extraño por sí misma ya que puede provocar rasguños en la superficie del ojo.
Ahora bien, en caso de que la lesión se origine por partículas de material pirotécnico es necesario lavar el ojo con agua, frotando sin hacer demasiada fuerza, para eliminar los restos que pueden estar afectando a los tejidos oculares.
Por último, la equimosis, también conocida como ojo morado, necesitará de la aplicación de hielo o compresas frías durante las primeras 24 horas para intentar reducir la hinchazón, manteniendo la cabeza elevada para que la inflamación pueda bajar.
Tras proceder a estas medidas de urgencia, se deberá trasladar al paciente al centro oftalmológico más cercano para revisar la parte interna del ojo ya que pueden originarse desde pequeñas quemaduras en los párpados a erosiones, mutilaciones de tejidos o, en los casos más graves, estallido del ojo.